Las pantallas digitales llegan a las aulas

Las pantallas digitales llegan a las aulas

Escrito por: Redacción    6 octubre 2021     3 minutos

La incursión de las nuevas tecnologías ha permeado todos los ámbitos de nuestra vida, y la educación no iba a ser una excepción.

La incursión de las nuevas tecnologías ha permeado todos los ámbitos de nuestra vida, y la educación no iba a ser una excepción. Hay un pequeño porcentaje aún de docentes que se resisten al cambio de paradigma, pero en la actualidad son más las voces que se alzan a favor, por las enormes ventajas que supone tanto para profesores como para alumnos (y padres). Las pantallas digitales son la punta de lanza de esta nueva revolución tecnológica en las aulas.

¿Qué son las pantallas digitales exactamente?

Una pantalla digital es, básicamente, una tableta con unas proporciones similares a las de una pizarra. Un dispositivo táctil, que incorpora un sistema operativo, a menudo Windows, con todas las funcionalidades del sistema incorporadas. La idea principal de este nuevo concepto es sustituir las arcaicas pizarras por estas pantallas interactivas, que brindarán un sinfín de posibilidades para desarrollar materiales didácticos más versátiles y adaptados a las necesidades específicas de los alumnos. Las pantallas digitales Barcelona son ya una realidad tangible que promete revolucionar la enseñanza y qué mejor que con el distribuidor con experiencia Canon Barcelona.

Pantallas Digitales Aulas 2

Generando valor

Las pantallas digitales no son un sustitutivo ajeno a las pizarras tradicionales. Debe verse como una evolución lógica. Las funciones básicas de escritura están cubiertas, pero además el empleo de esta tecnología trae aparejado otra serie de funcionalidades que generan un valor añadido. Al tratarse de dispositivos táctiles la interacción, y la posibilidad de interconexión total, permite a toda la clase trabajar de forma colaborativa y remota mientras los resultados se muestran en la pantalla en tiempo real.

El profesor además podrá hacer la correcciones pertinentes desde su asiento. Toda generación espontánea de nuevos recursos didácticos podrá ser almacenada con las correspondientes anotaciones o correcciones, y ser compartida con toda la clase.

Por supuesto las actividades interactivas estarán a la orden del día, y podrán desarrollarse de forma específica atendiendo a los diferentes niveles educativos, asignaturas, y capacidades específicas de los alumnos. Dotar de dinamismo a las tareas diarias potenciará el desarrollo cognitivo de los niños y mejorará la adaptación a la rutina que impone el colegio. Esto también se traduce en un mayor control por parte de los tutores y padres.

Inclusión

Los recursos educativos tradicionales, basados en el papel y el lápiz, dejaban un poco desplazados a aquellos alumnos con capacidades diversas. Con las pantallas digitales existe la posibilidad de desarrollar actividades interactivas enfocadas a los requerimientos especiales de estos niños, potenciando la inclusión en las aulas y fomentando el desarrollo de sus habilidades psicosociales. Además estas herramientas podrán servir como recurso a los padres para poder entender y aplicar técnicas educativas complejas de forma muy sencilla. En definitiva las pantallas digitales son un valor añadido para cualquier nivel de enseñanza, asignatura o necesidades específicas de los alumnos.

Crear un ecosistema usable donde todos los agentes implicados en el sistema educativo puedan comunicarse es, sin lugar a dudas, uno de los grandes avances del último siglo.

Comentarios cerrados


Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.