5 julio 2012 Internet

Con 478 votos en contra, 39 a favor y 165 abstenciones, el ACTA, o una de las leyes impulsadas por los grandes monopolios y corporaciones del copyright, ha sufrido un duro golpe en Europa ya que el Parlamento europeo no la ha ratificado.

El ACTA había sido firmada inicialmente por EEUU, México, Australia, Canadá, japón, Marruecos, Nueva Zelanda, Singapur y Corea el año pasado. Y aunque los 22 miembros que integran la unión europea habían firmado un acuerdo en el cual se plegaban al ACTA desde inicios de año, era obligatorio que el Parlamento europeo ratificase su aprobación o no, lo que ha quedado de manifiesto el día de hoy.

Finalmente, se ha impuesto la cordura y la gente ha hecho valer sus libertades individuales como ciudadanos, ante lo cual los políticos poco pudieron hacer. Se le ha ganado a las corporaciones, que son parte de la maquinaria que gobierna el mundo, que intentaban imponer una ley que no es del todo clara y que en cualquier momento podía dar lugar a abusos en su aplicación. Al mismo tiempo, el ACTA no proponía solución alguna para la protección de la propiedad intelectual, sino que era una medida enteramente represiva.

Al contrario de lo que anuncian otros medios, el ACTA no ha muerto aún. En el caso de que alguno de los países quiera ratificarla por su cuenta puede hacerlo, con lo cual se darían algunas situaciones muy particulares, en donde la industria del entretenimiento solo tendría acuerdos con ciertos países y no con todos como era lo que realmente se quería. ¿Pero se atreverán los políticos a cargarse millones de futuros votos ratificando una ley que es antipopular? Lo dudo mucho. De momento, ACTA está herida de gravedad.

Vía | Softpedia

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 5 julio 2012

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *