KumoSync: el complemento para sincronizar tus documentos con Google Docs

KumoSync: el complemento para sincronizar tus documentos con Google Docs

Escrito por: Fernando Alvarez    6 diciembre 2011     Sin comentarios     2 minutos

KumoSync nos sincronizará todos nuestros documentos con GoogleDocs, aunque hay que tomar ciertas precauciones para no tener sorpresas inesperadas.

Estamos yendo en la dirección en que cada documento que tengamos guardado en nuestro ordenador tenga su versión correspondiente en La Nube, al punto de que estamos en una época de transición; todavía guardamos documentos, fotos y archivos en el disco duro, pero también los tienes almacenados en tu cuenta de correo o en cualquier otro dispositivo virtual.

KumoSync nos ayudará a subir nuestros documentos a la red y guardarlos a través de Google Docs, sincronizando nuestro contenido con el de La Nube. Las ventajas de tener respaldos en Internet son evidentes, dado que no falta la oportunidad en que el ordenador no arranque o nuestro archivo se corrompa, perdiendo muchos datos que tenemos almacenados.

El programa trabaja en el background del sistema y su comportamiento tiene que ser definido con posterioridad a su instalación. Si subimos documentos que estén hechos con Office, KumoSync los convertirá al formato de Google Docs (o no). A la hora de “bajar” documentación que esté en La Nube, KumoSync convertirá esos documentos a cualquier formato de Office por nosotros.

Si bien la idea de sincronizar con La Nube tiene sus pro y sus contras, KumoSync hace un trabajo bastante eficiente sincronizando. El único problema parece llegar si en el ordenador tenemos muchas carpetas y subcarpetas, lo que puede generar errores, debido a lo distinto que trabaja Google Docs clasificando los documentos por colecciones y tags, en lugar de carpetas. También se reportan errores si en el nombre del documento hay caracteres especiales. Para ello, creo que basta con organizar nuestros documentos, siguiendo una ruta bastante directa dentro de nuestro disco duro; en el escritorio o directamente en carpetas creadas en el directorio raíz.

Como decía, el almacenamiento virtual puede ser muy beneficioso pero también muy perjudicial. Todavía insisto en que la virtualización de nuestros archivos e información (poniendo nuestros datos y privacidad en manos de servidores externos) no es algo para tomar a la ligera, ni algo en lo cual confiar ciegamente.

Vía y descarga | Fieldstone Software

TE PUEDE INTERESAR

Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

Te pedimos que lo deshabilites para
seguir disfrutando de contenido sin coste.