17 noviembre 2011 Seguridad, Windows

Para bloquear Windows de miradas indiscretas hay algunas aplicaciones que te ayudarán a hacerlo. Pero si tienes que dejar de usar el ordenador más tiempo de la cuenta y quieres evitarte miradas indiscretas, el mismo Windows nos da la posibilidad de hacerlo sin ayuda de ningún programa.

Claro que queda la opción del Win-L para hacer lo que a continuación os voy a describir. Pero para algunos es más rápido si hacemos lo mismo dando doble click a un ícono en pantalla. Para ello, nos vamos al escritorio y en cualquier lugar damos click al botón derecho del ratón. Tenemos que crear un nuevo acceso directo y lo haremos de la siguiente manera: Nuevo/Acceso directo.

Cuando nos salga la ventana de creación de Acceso directo, escribimos lo siguiente en la ventana de Ubicación del elemento:

%windir%\system32\rundll32.exe user32.dll,LockWorkStation

Una vez escrito el comando que será usado por nuestro acceso directo, solamente tenemos que cerrar la ventana con Siguiente y darle un nombre a nuestro flamante acceso directo.

De ahora en adelante, cuando tengamos que dejar solo el ordenador, daremos doble click en el acceso directo que creamos. Para desbloquear, deberemos simplemente utilizar nuestra clave de comienzo de sesión.

Vía | SoftHoy

También te puede interesar

Comentarios

1 comentario

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 17 noviembre 2011

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *