21 diciembre 2016 Seguridad

Reino Unido

Hace unas semanas saltaba a los medios una noticia que estaba metiendo el miedo en el cuerpo a los ciudadanos de Reino Unido. Y es que el Gobierno del país afirmaba que iba a poner en marcha una ley para guardar ciertos datos privados de navegación de los teléfonos y navegadores de escritorio de los propios usuarios. La Unión Europea se ponía enseguida a investigar la situación de esta nueva normativa, teniendo en cuenta la posible situación de espionaje. El resultado ha sido claro: estas actividades de espionaje no son legales.

Desde Europa han sido claros y han explicado que el guardado constante de este tipo de datos es una actividad que indica que “los usuarios estarán espiados continuamente“, permitiendo que el Gobierno “obtenga conclusiones precisas” acerca de sus vidas privadas. De hecho, se ha confirmado que solo la lucha seria contra el crimenjustifica este tipo de actos“. Eso sin mencionar que han dicho que “la legislación excede los límites de lo que es necesario y no necesario en una sociedad democrática“.

En todo caso, el propio Gobierno de Reino Unido ha afirmado su descontento con la decisión. Desconocemos si la apelarán, aunque con el Brexit a la vuelta de la esquina, es muy posible que tengan en cuenta la salida de la Unión Europea con el fin de poner en marcha la normativa.

Está claro que los usuarios tampoco están de acuerdo con la medida. Sobre todo porque se guardarían datos personales acerca de la actividad que ejercen en Internet. Las nuevas leyes son delicadas. Y no son bienvenidas por la mayoría de usuarios.

Vía | The Verge
Foto | Pixabay – joernhb

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *