20 septiembre 2012 Seguridad, Windows

La compañía de seguridad italiana ITSEC ha revelado que ha podido “fabricar” un rootkit que ataca el cargador UEFI de Windows 8, sobreescribiéndolo y pasando por alto todas las medidas de seguridad. Recordemos que el UEFI es el reemplazo de la BIOS que exige que el sistema operativo y sus drivers estén firmados digitalmente, que Microsoft ha desarrollado desde la versión de 64 bits de Windows 7.

Lo que hace exactamente el rootkit es permitir la carga de controladores sin firma digital autorizada por Microsoft, precisamente lo que intenta impedir el UEFI. A grandes rasgos, puede compararse a los antiguos virus que atacaban el MBR, el arranque de las primeras versiones de Windows.

De acuerdo a ITSEC, el objetivo de elaborar este virus es para probar que la plataforma UEFI es tan insegura como las anteriores BIOS. Aún peor, ahora es posible escribir un virus en lenguaje C, y no en ensamblador, debido a la arquitectura de la UEFI.

Los investigadores de ITSD anticiparon que el sector de arranque será el nuevo campo de batalla de los hackers contra los fabricantes de antivirus y los usuarios. Y no solamente en Windows. Hace poco, una firma australiana presentó otro rootkit UEFI capaz de infectar a MacOS X.

Vía | The Register

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 20 septiembre 2012

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *