13 abril 2010 Herramientas

iPhone SDK

Hoy mismo a las 18:00 se presenta al mundo Adobe CS5 (y esperamos tener a una delegación de Softhoy informando por Twitter). Pues bien, Apple dio un buen varapalo a los que pensaban usar Flash CS5 para desarrollar para iPhone OS hace pocos días.

El nuevo acuerdo básicamente obliga a que las aplicaciones de la App Store estén programadas usando C++, Objective-C, o JavaScript, y de manera originaria. Es decir, no valdría usar un software de traducción, como Unity (que genera proyectos XCode) o, ¡qué sorpresa!, Adobe Flash CS5, que prometía permitir crear aplicaciones nativas para iPhone.

Básicamente la opción para programar para iPhone OS pasa por usar exclusivamente XCode y el SDK del iPhone (que, para más inri, únicamente está disponible para OS X). En mi opinión, y aunque me esfuerzo por no sacar mi vena de antimaquero fundamentalista, ésto no es otra cosa que una demostración del abuso de poder que tiene Apple, dada su posición como único proveedor oficial de aplicaciones para iPhone. Apple decide lo que podemos instalar e incluso puede desinstalar aplicaciones de manera remota a su antojo.

Con la excusa del control de calidad evitan que aplicaciones de gente que no use su SDK entren a la tienda oficial, por lo que muchas aplicaciones realmente buenas se quedan fuera de la tienda. O incluso aplicaciones programadas usando el SDK del iPhone se quedan fuera porque solapan las que incluye Apple por defecto (aunque sean deficientes en algunos aspectos). Ojo: no estoy defendiendo a Adobe, dado que se ha demostrado que las primeras apps compiladas con Flash CS5 tienen un rendimiento bastante deficiente (aunque, de seguirse desarrollando ésta característica, es de esperar que mejore).

Apple por fín ha aprobado un navegador no basado en Webkit para el iPhone, pero tiene sentido y sigue sin contradecir su política interna, dado que estoy más que seguro de que apenas afectará a la cuota de mercado de Safari en ese dispositivo: Opera Mini para iPhone ni siquiera ejecuta JavaScript en el lado del cliente. Así Apple se lava las manos, da imagen de ser más abierta con el tema de la tienda de aplicaciones pero se asegura de no perder ni un usuario. Muy astuto.

No entiendo demasiado la cruzada de Apple contra Adobe y su Flash, sobre todo a la vista de que muchas de las ventas que tendrán los Mac por parte de profesionales son gracias precisamente a la Adobe Suite (Photoshop, Flash, Illustrator…) y al mayor rendimiento que éstas aplicaciones tienen en OS X (y a pesar de que Apple hace eones que no actualiza su gama de ordenadores de alto rendimiento, destinados a profesionales).

Si Adobe dejara de soportar su Creative Suite para OS X otro gallo cantaría, aunque es algo que no va a suceder a corto plazo (las ventas de Adobe también bajarían dramáticamente). Lo único malo es que mucha gente seguirá apostando por Apple simplemente por la manzana, sin saber lo que compra realmente y a qué se deberá atener, y tildando de Microsoft como la empresa más cerrada en asuntos de software (una demonización en toda regla, vaya), sin darse cuenta de que Apple, bajo esa capa de buenrollismo, de “lo nuestro simplemente funciona” y demás, es mucho más cerrada que el resto de empresas en ciertos ámbitos.

Via | Applesfera

También te puede interesar

Comentarios

Enlaces y trackbacks

  1. Bitacoras.com 13 abril 2010

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *