2 agosto 2013 Internet, Web

down

El título de este post no ha sido un arrebato del momento, ni tenemos nada contra Microsoft o Facebook (bueno, algo sí). Es una frase que ha mencionado el presidente de la Fundación de Software Libre de Europa (FSFE), Karsten Gerloffen el Euskal Encounter. Gerloffen ha vaticinado la desaparición de Facebook y de Microsoft, además de criticar duramente a Google y a Amazon.

A Facebook le doy tres años. Es una ley matemática. Pasó con MySpace y sé que volverá a pasar. Microsoft no se ha reinventado y por eso desaparecerá dentro de cinco a diez años.

Digamos que la Fundación de Software Libre ha dado a la luz en el pasado algunos comentarios extremistas, con respecto al mundo del software establecido. Fiel a la filosofía de Richard Stallman, Gerloffen tampoco se ha ahorrado comentarios acusatorios contra las otras grandes corporaciones de Internet, debido a su poder mediático en todo el mundo.

Para Google y Facebook somos productos, no clientes. Sin ningún aviso previo, están nutriendo con nuestros datos a los servicios secretos. Han cogido nuestros ordenadores, nuestras redes, y encima han erigido unas estructuras de control. Facebook define quiénes somos. Amazon establece lo que queremos y Google determina lo que pensamos. Una vez que han entendido cómo funciona Internet, lo han convertido en una herramienta de opresión. Ahora mismo sabemos que nos escuchan, que no somos libres.

Unas frases que dan en qué pensar y que nos ponen a meditar acerca de los servicios que usamos día a día. Desde el correo, hasta el espacio de almacenamiento en DropBox. No he estado de acuerdo en el pasado con ciertas cosas que ha propuesto la FSF, pero vamos, es innegable que los sistemas de control y de manipulación existen desde hace rato en Internet.

Finalmente, una declaración pro-software libre, llevada de la mano del cuidado de nuestros datos:

Animo a todos a poner un servidor en cada casa. Los routers, por ejemplo, pueden funcionar como pequeños servidores. Sería posible dar otros pasos, como salir de Facebook, o cambiar el correo electrónico a una compañía pequeña. El software libre nos da todas las herramientas para hacerlo.

Vía | Europa Press

También te puede interesar

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *